LA DIETA DEL EMPRENDEDOR.

¿Qué te viene a la mente cuando piensas en una persona emprendedora?

El perfil básico de un emprendedor es: mesa, silla, ordenador y taza de café.  ¿Pero alguien ha pensado en que la alimentación es muy importante para el rendimiento de cualquier persona emprendedora? Vamos a ver cómo puede ayudar la manera de comer a nuestra productividad.

En un principio, hay que ser un emprendedor organizado, es decir, hay que saber organizarse el día para que las sesiones infinitas de trabajo en el ordenador no se apoderen de nosotros. Así que empezaremos por algo muy importante para cualquier persona, pero más para una persona que trabaja sentada la mayor parte del día: el ejercicio.

Es vital marcarnos una hora de ejercicio diario. ¿Por qué? Ante la falta de movimiento propia del sedentarismo, nuestros músculos se atrofian y los huesos dejan de producir células que los regeneran. Del mismo modo, la actividad física permite que nuestro aparato digestivo (intestinos) funcionen de manera correcta evitando así el estreñimiento, patología que puede causar muchas futuras enfermedades más graves y crónicas.

Una vez establecido el tiempo de ejercicio nos centramos en la alimentación. En el caso de un emprendedor, la herramienta fundamental es nuestro cerebro, puesto que siempre estamos pensando cómo desarrollar nuevas ideas y cómo mejorar lo que estamos haciendo, por lo que es muy importante darle la gasolina necesaria para que este órgano funcione.

Empezaremos con las vitaminas del grupo B, que son importantes para incrementar el metabolismo (ayudan al proceso con el que nuestro cuerpo obtiene energía de los alimentos que comemos), mejorar el funcionamiento del sistema inmunológico y el sistema nervioso, mantener la salud de la piel y el tono muscular y promover el crecimiento de las células. Estas vitaminas son hidrosolubles, lo que significan que se disuelven en agua. Las eliminamos a través de la orina, así que nuestro cuerpo necesitará renovarlas a diario para seguir funcionando bien. Para ello, se recomienda comer diariamente una parte de verduras crudas (ensaladas) y así evitar que se pierdan las vitaminas durante la cocción y estemos comiendo simplemente comida sin vitaminas.

Por otra parte tenemos las vitaminas liposolubles, que son las que se almacenan en nuestro tejido adiposo y son más difíciles de eliminar. Las vitaminas liposolubles son: A, D, E, K. Cada vitamina liposoluble tiene una función complementaria a la otra y permiten un funcionamiento correcto tanto físico como psíquico.

Y no debemos olvidarnos de los ácidos grasos esenciales, como son los “famosos” omega 3 y omega 6, muy importantes para prevenir riesgos cardiovasculares.

Dicho esto, y sin entrar más en la parte teórica, vamos a la pregunta que nos interesa: ¿Qué debemos comer los emprendedores?

Aquí voy a poner unos cuantos consejos que os van a servir para rendir lo máximo en vuestro día a día:

–           Hay que realizar 5 comidas al día.

–          Intentar que una ración de verduras sea cruda (por ejemplo en ensalada) y una cocinada.

–          Hay que comer arroz, pan, pasta, patatas… y todo aquello que las “dietas milagro” no recomiendan, puesto que es la base de nuestra dieta y además en el caso de los emprendedores, nuestro cerebro se alimenta únicamente de eso.

–          Opta por el pescado en vez de la carne, es decir, no comas todos los días un bocadillo de embutido a media mañana, existen más opciones: salmón ahumado con tomate, atún con tomate, sardinas con pimientos…

–          Acompaña tus platos calientes con verduras. Opta por recetas tradicionales de tu zona, esas recetas siempre son saludables si cuidas un poco el exceso de grasas: arroces caldosos, fideos con pescado y verduras, cazuelas de arroz con verduras, pasta con verduras…

–          La fruta es ideal para después de las comidas, ¡COMO SE HA HECHO TODA LA VIDA!

–          El aceite, de oliva.

–          Bebe entre 1 litro y medio a 2 litros de agua al día, evitando refrescos con gas y bebidas azucaradas.

–          Y finalmente, HAZ EJERCICIO, tu cuerpo te lo agradecerá.

 

 

Mari Pellicer

Diplomada en Nutrición Humana y dietética, Técnico superior en dietética y capacitada para la docencia con el Curso de Aptitud Pedagógica. Experiencia en realización de dietas personalizadas desde hace 9 años. Uno de mis objetivos es difundir y enseñar a comer bien y desmentir falsos mitos sobre la idea de “hacer dieta” cambiando este término por “aprender a comer de todo”.

BLOG – FACEBOOK – TWITTER

 

Tags: , , , , ,

No hay comentarios todavía

Deja un comentario